“¡Que se vaya!”: el escrache a Mauricio Macri en Humahuaca

El presidente viajó a Jujuy y visitó la localidad del Volcan, jugó un partido de fútbol y encabezó el acto de habilitación de dos zonas francas en las localidades de Perico y La Quica.

El presidente Mauricio Macri viajó este viernes a Jujuy, donde fue recibido entre insultos y abucheos por parte de algunas personas que estaban observando un acto religioso, del cual también participó el mandatario en la localidad de Humahuaca. Al grito de: “Que se vaya”; “Que se vaya”, el jefe de Estado soportó el repudio de algunos vecinos contra las políticas de Cambiemos.

Si bien el abucheo duró tan solo un par de minutos, Macri ignoró los agravios y continuó con apretada agenda en la provincia jujeña. El presidente estuvo hoy junto al gobernador Gerardo Morales, visitó Humahuaca, donde jugó un partido de fútbol, y encabezó el acto de habilitación de dos zonas francas en las localidades de Perico y La Quica.

“Por primera vez en 100 años logramos que baje el gasto público, que baje el déficit, la inflación y los impuestos. Argentina volvió a crecer. Todos sabemos que esto solamente es el comienzo de un maravilloso camino que nos permitirá generar oportunidades”, señaló Macri.

Al hablar en el acto realizado en Perico, donde autorizó dos zonas francas en la localidad homónima y La Quiaca, el Jefe de Estado consideró que la gente está “orgullosa de ser parte de una Argentina que comienza a caminar”.

En ese sentido, agregó: “La gente se puede sentirse orgullosa de ser protagonista de una Argentina que comienza a caminar. Lo que tenemos que hacer es aumentar la cantidad de camas y de vuelos para que todos tengan trabajo”.

Pese al desagradable momento que vivió en Humahuaca, el presidente fue recibido en el aeropuerto jujeño “Horacio Guzmán” por el gobernador Morales pasadas las 10.30 horas y, desde allí, ambos se trasladaron en helicóptero hasta la localidad de Volcán, situada a 41 kilómetros al norte de San Salvador de Jujuy, que fue arrasado por un alud hace un año.

Luego se trasladó a Humahuaca, donde se desarrollaron las fiestas patronales en honor a la Virgen de la Candelaria y recibió los reproches por parte de los vecinos. Allí, el presidente depositó ofrendas florales al pie de su imagen en la iglesia de la ciudad.

A las 13, Macri participó de un partido en la cancha de césped sintético “Raúl Pacífico Campos”, que fue inaugurada en julio del año pasado a través de un programa de la Secretaría de Deportes de Nación. Es la cancha a mayor altura del país.

Finalmente, cerca de las 16 el Presidente cerró su agenda en Jujuy en la ciudad de Perico, a 35 kilómetros al sur de la capital provincial, con el acto de firma del convenio por que el que quedaron habilitadas las dos zonas francas para la provincia.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: Big Bang! News

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*