El infectólogo Antonio Salgado señaló que aunque todas las vacunas tienen casi la misma eficacia, hay diferencias sustanciales entre ellas, principalmente el precio y el “mecanismo de conservación”.

“Si no se conservan adecuadamente, las vacunas pierden principios activos, y por lo tanto la eficacia inmunológica”, explicó el especialista en diálogo con FM Aries. y agregó que por tal motivo se imagina “un escenario con la vacuna de Pfizer, por lo menos en el interior del país, porque es una vacuna que necesita una conservación a -70ºC, lo que implica ultra-freezers y la logística y el almacenamiento es difícil en un área geográfica como la nuestra”.

En ese sentido, Salgado señaló que la de Oxford “es la más accesible porque no solamente es la más barata, sino que es la que necesita una conservación entre 2ºC y 8ºC, que es la conservación que tienen las vacunas habitualmente en una nevera común”. QPSalta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *