Toda la provincia estuvo sorprendida por una noticia. Una bebé de 11 meses con un complicado cuadro de estado nutricional que estaba internada en el Hospital de Santa Victoria Este fue sacada del nosocomio sin haber recibido el alta. Después de arduo rastrillaje, la Policía de Salta logró dar con la menor de edad.

Todo comenzó el pasado viernes 12 del corriente mes. Testigos aseguraron que la menor fue retirada del nosocomio por sus propios padres. Pese al estado de salud que presentaba, se rehusaban a que reciba un tratamiento específico.

Tras hallar a la menor de edad, los efectivos junto al personal de salud persuaden a los progenitores que la vida de la bebé corre peligro. Pese a que la volvieron a internar por 4 días con tratamiento nutricional, los profesionales decidieron trasladarla al Hospital de Tartagal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *