Amalia Granata rompió con los evangélicos y armó su propio bloque

La panelista y diputada electa usó el voto de la feligresía evangélica que la llevó a la banca, pegó el portazo y abandonó el sector

Días antes de asumir como diputada en Santa fe y en medio de un clima plagado de rispideces, Amalia Granata dio el portazo y abandonó al sector partidario religioso que la erigió como candidata.

En este sentido Granata confirmó que formará otro bloque que se denominará “Somos vida” junto con la otra diputada electa, Betina Florito.

Luego de las elecciones, en una seguidilla de críticas cruzadas en relación a cuestiones religiosas evangélicas, católicas, posturas sobre el aborto y al acercamiento de Granata al Pro, el pastor Walter Ghione del partido “Unite” manifestó públicamente que “no cayó muy bien que se meta en la interna de otro partido”.

De esta manera, el nuevo escenario legislativo se ve modificado quedando por un lado el bloque de “Unite por la familia y la vida” integrado por el pastor evangélico Walter Ghione, Nicolás Mayoraz (abogado rosarino vinculado a la iglesia católica) Juan Domingo Argañaráz ( evangélico, profesor de la UTN) y Natalia Armas relacionada con los sectores eclesiásticos.

Por otro lado y a consecuencia de la ruptura surge este nuevo frente llamado “Somos vida” integrado por la mediática Amalia Granata y la fonoaudióloga Betina Fiorito.

 

 

Fuente: DRF

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*