Intendente wichí: “Siempre hubo muertes por desnutrición, pero se escondían”

0
0

Por Daniel Torres para El Expreso

Rogelio Nerón, Jefe Comunal de Santa Victoria Este, participó anoche de la mesa multisectorial convocada por el Gobernador de la Provincia, Gustavo Sáenz, a quien le planteó cara a cara la cruda realidad con la que inició su gestión municipal.

En declaraciones vertidas al programa De Buena Fuente, que se emite por Atlántida FM 93.5 Salta, Tv Canal 2 Salta, Salta Cable Color y Norte Visión Satelital, el intendente del norte provincial contó que “el hospital de Tartagal queda a 240 kilómetros de mi comunidad de Alto La Sierra, y le falta médicos y ambulancias, pero es allí donde caemos todos”, al tiempo que denunció que “los médicos de Tartagal se dediquen a la función pública, porque se dedican a la actividad privada”.

Preocupado por el panorama con el que se encontró, Nerón afirmó que “cómo voy a gobernar si me dan 3 millones y tengo que pagar $3.200.000 para pagar sueldos, además de que debo 4 millones para poder hacer andar las máquinas, pero solamente tengo 3 para pagar sueldos”.

“Quiero prevenir que perdamos lo poco que tenemos, por eso estamos trabajando con las defensas, que no son las que van al lado del río, sino anillos para proteger a las comunidades de las crecidas, que calculo que van a llegar a mediados de febrero, pero estoy manejando las máquinas con gasoil fiado”, lamentó.

En su encendida intervención, en la cual recibió aplausos de parte de los presentes en un par de oportunidades, el Intendente de Santa Victoria dijo que “somos nuevos con el gobernador, pero él tiene experiencia, y ojalá no me discrimine por ser originario, pero celebro que nos haya visitado para ver cómo vivimos y comprobar que somos el municipio más pobre”.

También, puso el acento en “el tema de seguridad, porque la policía no tiene móviles y nunca pensamos que la droga iba a llegar a las comunidades, por eso necesitamos que nos ayuden porque la venta ya está a la vista”.

“Soy nuevo en la política, y fui chofer de ambulancia y sé lo que es romper los vehículos para ir a salvar una vida, lo que me costó varios sumarios, y no puedo vivir para pagar sueldos nomás, sino que quiero hacer algo más por mi municipio, porque las muertes por desnutrición las venimos arrastrando hace años, solo que se las escondían, y los pueblos de mi comunidad votaron a alguien que los ayude, y tengo fe en el gobernador y en el gobierno nacional”, concluyó.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí