El 8 de marzo mujeres, lesbianas, travestis y trans se organizan para repudiar todas las formas de violencia machista.

Si bien este es el quinto Paro Internacional de Mujeres, en Argentina tenemos un antecedente anterior: el Primer Paro Nacional de Mujeres fue el 19 de octubre de 2016.

Para entonces, el movimiento de mujeres y diversidades ya venía accionando en las calles de manera masiva desde 2015, con la primera marcha Ni Una Menos. El 8 octubre de 2016 el femicidio de Lucía Pérez, de 16 años, en Mar del Plata significó otro momento bisagra. Ese mismo fin de semana la policía había reprimido el cierre del Encuentro Nacional de Mujeres en Rosario, mientras los medios ponían el foco en las paredes pintadas.

Otra vez la consigna en el aire: tenemos que hacer algo. La convocatoria comenzó a circular por Facebook. Desde Rosario la poeta Itatí Schvartzman lanzó a la red social la frase “si mi vida no vale: produzcan sin mí” y llamó a parar el 19 de octubre. Luego se materializó en Buenos Aires en una reunión de más de 50 organizaciones en la sede de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP). A sala llena, se votó allí la realización del Paro de Mujeres contra la violencia machista.

Lo pautado fue parar la actividad en nuestros trabajos y en nuestras casas de 13 a 14 y tomar las calles. En Buenos Aires, se acordó marchar del Obelisco a Plaza de Mayo. Y la manifestación se replicó en las principales ciudades de todas las provincias. Fuimos cientos de miles en todo el país, todas vestidas de negro, parando por nuestros derechos y movilizándonos, poniendo el cuerpo conta la violencia machista.

El 8 de marzo de 2017 el primer Paro Internacional de Mujeres unió a movimientos feministas de todo el mundo. En más de 40 países se realizaron convocatorias, asambleas, marchas y manifestaciones para darle sentido práctico al Día Internacional de la Mujer Trabajadora. No sólo somos mujeres acosadas, golpeadas, violadas y asesinadas. También somos trabajadoras que luchamos por nuestros derechos laborales, económicos y sociales. Por la igualdad.

En Argentina, a pesar de que la despenalización y legalización del aborto es una lucha que data de más de 40 años, en las marchas y manifestaciones del movimientos de mujeres y LGBTT, no estuvo masificada hasta hace muy poco. El color verde que simboliza la lucha por la legalización del aborto se veía sobre todo en la columna de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito y en alguna que otra mochila. A partir del Ni Una Menos de 2015 y con mayor fuerza en 2018, el año en que por primera vez se debatió en el Congreso Nacional un proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo, las marchas y las calles se tiñeron de verde.

Es histórico y emocionante el Paro Internacional de este año para el movimiento de mujeres, lesbianas, trans, travestis y no binaries de Argentina: por primera vez, un 8M con aborto legal.

Este año, aunque las consignas sean diversas, de acuerdo a las distintas provincias, se acordó un nuevo paro de actividades y distintas acciones en todo el país. Desde la primera edición de la huelga en 2017 en cada sindicato y lugar de trabajo las mujeres y diversidades dan la discusión y han establecido distintas formas de adhesión, que van desde unas horas del día a la jornada completa. El llamado es también a parar en las casas y en las tareas de cuidado, que las mujeres hacen tres veces más que los varones. Entre otras demandas, a nivel federal, se para por igualdad en las condiciones laborales y económicas, cupo laboral travesti trans, reconocimiento de las trabajadoras sexuales, reforma judicial feminista, basta de femicidios y travesticidios, aplicacion de la IVE en todas las provincias, liberación de las presas por abortar y contra el racismo y colonialismo.

Salta

Convocan al paro y movilización desde las 18 en el mástil de la Plaza 9 de Julio. La marcha pasará por la legislatura, la central de policías y el juzgado federal, para finalizar en la Plaza 9 de Julio con un micrófono abierto. Desde las 16, habrá Feria TransFeminista.La consigna de este año es: “Marchamos por la absolución de Yolanda y contra los femicidios y transfemicidios. El Estado es responsable”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí