GéneroMundo

PAULA SPAGNOLETTI: “¿CÓMO HAY MUJERES QUE LLEGAN AL SISTEMA DE JUSTICIA, HACEN LA DENUNCIA Y TAMBIÉN SE MUEREN?”

La cifra total de mujeres, adolescentes y niñas víctimas de femicidio en 2023 alcanzó las 1.945 en 15 países de la región, con un promedio diario de al menos 10 casos.

Los femicidios en Latinoamérica y el Caribe experimentaron un aumento del 12,5% durante el primer semestre de 2023, según el reciente informe del Mapa Latinoamericano de Feminicidios (MLF) publicado en el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

La co-coordinadora de MLF, Paula Spagnoletti, destacó que, a nivel regional, los femicidios están en aumento, y aquellos países donde no se registra un incremento mantienen cifras preocupantes. La falta de resultados efectivos de las políticas públicas preventivas actuales fue resaltada como un tema crítico.

En comparación con el mismo período en 2022, excluyendo a Brasil por falta de datos, se observa un aumento del 12,5% en la cantidad de femicidios. Cuba registró el mayor aumento, con un 150%, mientras que Uruguay experimentó una significativa disminución del 62,5%.

El informe también señala deficiencias en la recopilación de datos, especialmente en países como Cuba y Brasil, donde la falta de informes oficiales actualizados dificulta la evaluación precisa de la situación, evidenciando la invisibilidad de ciertos grupos de mujeres en las estadísticas oficiales.

Además, se enfatiza la falta de información interseccional y actualizada de libre acceso por parte de los Estados de la región, lo que dificulta la formulación de políticas públicas efectivas para abordar y prevenir la violencia feminicida.

Honduras lidera la tasa de femicidios con 4,33 por cada 100.000 mujeres, seguido por Puerto Rico (2,87) y Ecuador (1,74). Chile y Panamá tienen las tasas más bajas, con 0,2 y 0,28 respectivamente.

El informe destaca que al menos 582 mujeres asesinadas tenían hijos a su cargo, dejando a 1.144 huérfanos, con consecuencias psicológicas, sociales y humanas significativas.

La esfera íntima sigue siendo el lugar más peligroso para las mujeres, con el 58,3% de los femicidios cometidos por parejas o exparejas. Además, el arma de fuego es el principal instrumento del crimen en el 41,32% de los casos.


“Hay otra gran cantidad de mujeres que no llegan a hacer la denuncia porque el sistema jurídico es patriarcal, y repele también a las víctimas y no las acompaña en muchas situaciones”.

Paula Spagnoletti


Según las fuentes oficiales recabadas por el MLF, de los 35 países que conforman América Latina y el Caribe, sólo en 11 (31%) se conoce la situación con respecto al femicidio en 2023.

A pesar de los avances legislativos en muchos Estados, las organizaciones subrayan la falta de aplicación efectiva de las leyes y la necesidad de formación y sensibilización para los operadores judiciales y el personal policial.

El informe también destaca que la violencia feminicida del Estado, la falta de protección adecuada a mujeres que denuncian, y la proporción significativa de casos en los que el agresor ya tenía denuncias previas, contribuyen a la persistencia de los femicidios en la región.

Fuente: Telam

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior
A %d blogueros les gusta esto: